Obra de Teatro “Amor de Don Perlimplin con Belisa en su Jardín” en el Corredor Cultural NarvArte

Amor de Don Perlimplín con Belisa en su jardín

de Federico García Lorca

Santa Sabina escribió “Entre el deseo y la quietud se atraviesa la piel, el alma en plenitud de luz a la orilla del sol…” Alfonso André dijo “Voy cambiándome de piel dejando atrás, voy guardando lento lo que ya no está, soltar, caída libre, dejarse llevar… Voy bordándome en el pecho tus palabras mi verdad… Voy tirando las mentiras, me quedo con la verdad, ve con calma es el final, saber soltar, dejar atrás, sé que harás falta en mi lugar…” Acorde a las sensaciones, a los sentimientos, a las pasiones, a la verdad, a la mentira, al autoengaño, que son precisamente temas mostrados en la puesta en escena Amor de Don Perlimplín con Belisa en su jardín, obra de Federico García Lorca envuelta entre la tragedia y la comedia. Perlimplin

Los actores son egresados del Instituto Andrés Soler que por orden de aparición son: Brenda Pliego como Marcolfa y el Duende 1; Davo Mora en el papel de Perlimplín; Harumi Nishizawa caracterizando a Belisa, y Erika Carrillo la Madre y el Duende 2, bajo la dirección de Caín Serrano.

Estos cuatro actores nos muestran e intentan entregar lo mejor de sí mismos en su desenvolvimiento sobre el escenario.

Marcolfa, Perlimplín, Belisa, la Madre de Belisa y los Duendes, dibujaron en el ambiente laberintos y corazones enfrentados y confundidos entre el deseo carnal sin alma de Belisa y el amor profesado de Perlimplín.

El amor atrapado en medio de un antagonismo marcado del cuerpo y el alma, como la lucha del hielo y el fuego, como el bien y el mal, la decadencia y el renacimiento. Un amor ciego y verdadero, y ¿qué más engaña que saber?

Otros temas son la fidelidad, la venganza, el sacrificio, la felicidad, la libertad y el suicidio, todos girando enfrentándose y confundiéndose entre ellos mismos.

2 PerlimplinLos duendes o hadas como les llama el propio Perlimplín nos guían en otro de los temas la moralidad, desnuda las aceptaciones incomprensibles del cincuentón Perlimplín y que con voces y susurros nos hunden en nuestros asientos a trabajar nuestra mente para imaginar que sucede con la vida de los personajes, esas hadas son la conciencia de la propia obra.

Algo que si podría criticar a esta puesta en escena, tiene que ver con la caracterización del protagonista encarnado por Davo Mora, que no importa la época pero un nombre de 50 años no puede ser caracterizado como un anciano incluso en los modismos la lentitud, el habla, las arrugas, creo excedido en este punto.

La escenografía minimalista fue perfectamente cubierta por los actores que con su decidida actuación nos concentran en el desarrollo de la obra, y por ello olvidamos el detalle ambiental.

En grato encontrar organizaciones, instituciones, colectivos y cualquier tipo de organización que dan impulso a la cultura y sus artes, en este caso los apoyos que ofrecen en la producción de ArteOfiuco en colaboración con el Instituto Andrés Soler y el Corredor Cultural NarvArte. También se cuenta con la participación de Erika Carrillo, y Iñigo Valk, Davo en la producción; Caín Serrano en el la dirección, diseño de vestuario y pelucas;Mosiah Infante y Producciones Teatralia y Leonardo Trejo en la realización de vestuario y pelucas, Alejandro Méndez en el diseño de maquillaje, Caín Serrano en diseño escenográfico; Davo Mora y Dave Noir en la realización de escenografía, y Dave Noir en la fotografía y diseño gráfico.

 Amor de Don Perlimplín con Belisa en su jardín, obra hecha por jóvenes profesionista,  comprometidos con las artes que buscan espacios de participación y de expresión que a veces son limitados en nuestra ciudad.

Amor de Don Perlimplín con Belisa en su jardín, ambiente del alma ¿En su negación o en su aceptación? Esa decisión es tuya; la debilidad en la voluntad no crean resistencia ante el destino impuesto por los propios protagonistas, y lo trasladan a los espectadores que tienen también decisiones entre el deseo, la pasión, el amor, la ternura, el sacrificio porque ¿qué amor no ha sufrido?, que persona no ha sentido esa forma inhumana que sabemos de ella en las sensaciones llamada amor, y que debilita incluso nuestra moral hasta volvernos locos en un viaje al final de la noche…

Asiste a ésta puesta en escena todos los sábados de agosto a las 19:00 hrs. Teatro Pedro Infante del Instituto Andres Soler Petén Norte No. 45 entre Obrero Mundial y Viaducto Col. Narvarte Delegación Benito Juárez

Letal

Colaborador del

Corredor Cultural Narv-Arte

“Cultura, Arte y Diversión”

Visita nuestra página Corredor Cultural NarvArte

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s